CRÓNICAS VALLENATAS

Comentarios, vivencias, letras de canciones de la "música que arruga el sentimiento" : el vallenato.

martes, diciembre 27, 2005

LA MUERTE DE TOÑO SALAS EL HERMANO DE EMILIANO ZULETA


Finalizando el mes de octubre falleció el autor de LA GOTA FRÍA. La semana pasada abandonó este mundo su hermano TOÑO SALAS. En un post del 31 de octubre hice referencia a la piqueria entre TOÑO y EMILIANO.

Hay un interesante escrito de ARIEL CASTILLO MIER donde refiere la vida de este juglar, REY VITALICIO del Festival de la Leyenda Vallenata. Transcribo algunos apartes:

"Toño Salas, quien nació arriba de Manaure, en la serranía, en un pueblecito bonito y sano, llamado El Plan, el 5 de noviembre de 1926, hijo de Sara María Salas Baquero (9 de agosto de 1890-17 de junio de 1976), mejor conocida como la Vieja Sara."

"Rafael Antonio “Toño” Salas Araújo es junto con Abel Antonio Villa, Emiliano Zuleta Baquero, Lorenzo Morales, Leandro Díaz, Armando Zabaleta y Rafael Escalona, uno de los últimos juglares pertenecientes a la era heroica de la música de acordeón, cuando ésta, relegada a la cola del patio de la casa y sin permiso para entrar en los clubes sociales de los ganaderos, puso la frente en alto y con paciencia y poesía fue abriéndose paso, primero, en el corazón de los caribeños colombianos; después, en las enriscadas cumbres andinas; y, recientemente, en la nación entera, hasta el punto de que, hoy por hoy, presidente del país que se respete, debe parrandear con los conjuntos de acordeón."

"El renombre de Toño Salas es más que todo por el verso repentista, la palabra veloz y contundente con la que deja desconcertados y mudos a sus contendientes. Esta facultad la han heredado, corregido y mejorado sus sobrinos Poncho, Héctor (ya fallecido) e Iván Zuleta. Una vez sus amigos lo inscribieron en el concurso de piquería del Festival Vallenato y se lo ganó."

"Toño tiene cuatro hijos, de los cuales tres tocan el acordeón. Rafael, el mayor, fue Rey Vallenato en 1979. Aunque las casas de El Plan, un caserío que fue grande, se han ido acabando (quedan unas 60) y la gente se ha ido saliendo, él permanece allí. No deja de ser un tipo prudente que prefiere callar en la primera oportunidad. Cuando quise tentarlo con un tema espinoso, el plagio, en “La brasilera” de su amigo Escalona, a “Corina”, de su compadre Leandro, sostiene que están empatados: si “La brasilera” tiene melodía y versos de “Corina”, “Matilde Lina” muestra compases y rimas de “Carmen Gómez”. "

PAZ EN LA TUMBA DE TOÑO SALAS Y QUE SIGA LA PARRANDA EN EL CIELO.

1 Comments:

At 9:16 a. m., Blogger NITOXXX said...

Que lastima que el país se vaya quedando sin los verdaderos maestros del vallenato y de la música. Personalmente pienso que vallenato moderno ha perdido toda la esencia que tenía.

 

Publicar un comentario

<< Home